La erupción del volcán de Fuego dejó al menos 25 muertos y más de 600 heridos en Guatemala, afectando a casi dos millones de habitantes de las ciudades de Escuintla y Sacatepéquez. El hecho se produjo ayer y las tareas de búsqueda y rescate de fallecidos o desaparecidos se retomaron esta madrugada debido a la poca luz que había en la zona.

Todo el país fue declarado en alerta naranja (para extremar la prevención) y los departamentos en los que está emplazado la boca del volcán, en alerta roja. Esta es la segunda erupción en lo que va del año, causando una densa columna de humo de cenizas que se elevó a más de once kilómetros por sobre el nivel del mar.

Fotografía, cedida por el Ministerio de Defensa de Guatemala, que muestra a personal de emergencia rescatando a una persona después de la erupción del Volcán de Fuego registrada hoy en Guatemala (EFE/ Ministerio de Defensa Guatemala)

El coloso, de 3.763 metros de altura, se encuentra ubicado a sólo 50 kilómetros de la capital del país. La Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred) le recomendó a la población que cubran los recipientes desde donde extraen el agua para evitar que se contamine. La erupción es la más importante desde 1974.

Compartir

Dejar respuesta