En un nuevo hecho confuso en la causa La Salada I, un importante testigo que la defensa de Jorge Castillo había propuesto ante la Justicia en carácter de “protegido” fue detenido esta mañana por efectivos de la policía bonaerense. Sin embargo, desde la fiscalía de Sebastián Scalera, quien lleva adelante la investigación, niegan haber ordenado dicho arresto.

En diálogo con Mañanas Recargadas -por AM1300- el letrado César Albarracín explicó que “hace cuatro días propusimos ante la fiscalía a este testigo como protegido, que se iba a expedir sobre temas muy relevantes e incluso comprometer al fiscal federal Scalera. En ese contexto, no solo vemos que no se hizo absolutamente nada sino que cuatro días después, en un nuevo atropello, efectivos de la policía de la provincia de Buenos Aires detuvieron al testigo sin ningún motivo. Lo interrogaron en la dependencia policial sin la posibilidad de que estuviera presente su abogado y no solo no sabemos quién dio la orden sino que además no hay ninguna orden escrita que pueda avalar esta situación”.

“Entendemos que es un acto de intimidación que proviene de las fuerzas de seguridad y que puede estar vinculado a esto que denunciamos cuatro días atrás y que tomó cierto estado público. Denunciamos la responsabilidad de ciertos particulares, la connivencia policial y de la Justicia, de la mano del fiscal Sebastián Scalera”, detalló Albarracín, que ejerce como defensa de Jorge Castillo.

“Es un contexto de extrema gravedad. Queremos lograr la protección inmediata de nuestro testigo y estamos preocupados por este cúmulo de actuaciones irregulares que buscan perjudicar a Jorge Castillo y a su entorno”, concluyó el letrado.

Compartir

Dejar respuesta