Tal como anunciaron la semana pasada y en medio de un escándalo, Guido Süller y Tomasito dieron el “sí, quiero” en el Registro Civil de la localidad bonaerense de Escobar. El acontecimiento se produjo sin la presencia de Silvia Süller ni de ninguno de los integrantes de la familia. Hay que destacar que la semana pasada falleció el padre de los hermanos más mediáticos del país, hecho que no impidió la unión.

La llegada de los novios estuvo plagada de momentos emocionantes y el acompañamiento de algunos fanáticos que alentaban la decisión tomada. Todo era color de rosas hasta que un hombre intentó impedir el casamiento advirtiéndole a Guido los problemas que le traería contraer matrimonio con el joven. “Quiero impedir esta boda. ¿Sabés quién soy? Sebastián Capovila. Yo tengo un montón de cosas para mostrar”, dijo.

“No me importa. Todos tenemos un pasado. Yo también tengo fotos en bolas… Raja de acá. Es un chico que quiere ser famoso”, contestó Guido. Con el visto bueno de los protagonistas de la mañana, la jueza de paz ordenó la intervención policial para desalojar a esa persona de la sala. Tal como fue toda su vida, la ceremonia fue transmitida en vivo y en directo por televisión: los testigos, Pía Shaw y Chiche Gelblung.

Compartir

Dejar respuesta