La ministra de Relaciones Exteriores de Ecuador, María Fernanda Espinosa, confirmó hoy que su país le entregará la ciudadanía a Julián Assange, el fundador de Wikileaks, con el objetivo de resolverle la situación que pasa en la embajada en Londres: está recluído allí hace cinco años. La nacionalidad, según se supo, fue pedida el 16 de septiembre y el tramite se efectivizó el 12 de diciembre.

De esta forma, ahora dispone de los mismos derechos que cualquier ecuatoriano aunque igualmente la entrega de este beneficio no le soluciona el conflicto que tiene con el Reino Unido. Para destrabar el mismo, se necesita de un diálogo y una mediación internacional.  Por ahora, solo festejó esta noticia subiendo a su Twitter una foto vistiendo la camiseta de fútbol de Ecuador.

El gran inconveniente que tiene es que en caso de ser detenido va a ser extraditado a los Estados Unidos, país que lo persigue debido a que él difundió públicamente documentos calientes con información clasificada sobre las guerras en Irak y Afganistán. por otro lado, la necesidad de las autoridades ecuatorianas son sacarlo de su sede diplomática ya que las pronunciaciones políticas de Assange (como el apoyo a la independencia de Cataluña) han generado asperezas en el ámbito internacional.

Compartir

Dejar respuesta