En medio de un escenario de caída en las ventas, la cadena de electrodomésticos Minicuotas Ribeiro pidió ante la Secretaría de Trabajo dependiente del Ministerio de Producción de la Nación ingresar a un Proceso Preventivo de Crisis.

De acuerdo a lo que informó El Cronista, la empresa registró una pérdida de 683,63 millones de pesos en el primer trimestre del año y ese rojo se extiende hasta los 1.174,8 millones de pesos en los últimos nueve meses.

Mientras tanto, el último balance de cuentas con fecha del 30 de junio del año pasado evidenció un rojo de 1,22 millones en 12 meses. Dan Attie, director Comercial de Ribeiro, sostuvo que «el mejor modo de enfrentar la transformación de nuestro negocio era sentarse a negociar, con el aval del Estado».

«Tenemos un diálogo amigable con los gremios, Comercio y Camioneros. También con la Secretaría de Trabajo y decidimos solicitar el procedimiento para acogernos a los beneficios de la ley para poder continuar con el proceso de transformación y modernización que venimos encarando desde hace dos años y mitigar, así, los efectos sobre la empresa en su conjunto del difícil contexto», amplió.

Compartir

Dejar respuesta