El Papa Francisco desde que el 13 de marzo de 2013 fue elegido como el nuevo líder de la Iglesia Católica nunca pisó suelo argentino. El país que lo vio nacer y formarse hasta el momento no ha contado con la presencia de uno de los hombres que ha llegado a un cargo al que pocas personas en el mundo acceden.

«Me gustaría visitar la Argentina el año año que viene», afirmó en una entrevista con La Nación. La visita se concretaría en el segundo semestre de 2020 e incluiría Uruguay: la clave estará en que ya estará terminado el proceso eleccionario y con el nuevo gobierno (o no, en caso de que sea reelecto Mauricio Macri) en el poder.

Si bien aún no hay nada confirmado, los cercanos le recomendaron que el anuncio oficial se haga antes de las elecciones. Lo cierto es que si se confirma después y con el condimento de una derrota de Juntos por el Cambio, lógicamente que se pondría en tela de juicio la credibilidad del Papa teniendo en cuenta que durante el mandato macrista no ha venido habiendo pasado en dos oportunidades por latinoamérica.

Compartir

Dejar respuesta