El Gobierno oficializó este martes un aumento del 6,68 por ciento a partir de septiembre en jubilaciones, pensiones, beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo, asignaciones familiares y demás prestaciones de la Seguridad Social. El haber mínimo, que actualmente de $8.096,30, pasará a $8.637,10.

El incremento está calculado en base a la nueva fórmula de movilidad sancionada en el Congreso en diciembre del año pasado con la Ley de Reforma Previsional. Esta nueva norma implica actualizaciones trimestrales basadas en una fórmula que combina la inflación oficial (70%) y la variación de los salarios (30%), con un semestre de rezago.

De acuerdo con la resolución 10/2018 del Ministerio de Trabajo, publicada este martes en el Boletín Oficial, la jubilación mínima subirá a $8637,10, la AUH a $1683,41 y la Pensión Universal por Adulto Mayor (PUAM) -que cobran los adultos en edad de jubilarse que no reunieron los aportes requeridos- llegará a los $6910 mensuales.

Se trata del tercer aumento del año, y con el mismo se acumulará en septiembre un incremento del 19,2 por ciento con relación a diciembre de 2017, según señala el periodista y economista Ismael Bermúdez. La última suba de 2018 será en diciembre.

Compartir

Dejar respuesta