La beba de un año que fue encontrada ayer muerta en el auto producto del olvido de su padre murió de asfixia e hipertermia, de acuerdo a lo que informaron este miércoles fuentes judiciales luego de la realización de la autopsia. La criatura estuvo varias horas dentro del vehículo: la noticia generó gran conmoción en la localidad de Santos Lugares, donde ocurrió el hecho.

La data de muerte que pudieron determinar los peritos forenses indica que el deceso se produjo en horas del mediodía a raíz de la falta de aire que había dentro del habitáculo y por la alta temperatura que se desató por el encierro. De esta forma, la causa quedó en manos de la UFI Nº1 de San Martín y fue caratulada como “homicidio culposo”. 

La tarea de la Justicia se basa por determinar si el padre sufrió un ACV hace unas semanas y esto pudo influir en el “olvido” que terminó en tragedia. Toda esta situación fue justamente denunciada por él al servicio de emergencias 911 quien indicó que encontró a su hija sin signos vitales dentro del Peugeot 308 de la familia.

Compartir

Dejar respuesta