La cantante Adriana Varela se sumó a las declaraciones de Georgina Barbarossa de hace unos días, que hacían alusión a una economía ‘de guerra’ por la que atraviesan estas artistas. En diálogo con el programa De caño vale doble, por Radio Rivadavia, la popular tanguera contó que en junio tuvo “poco trabajo” y debió pagar “el mínimo de las expensas” porque sólo hizo dos shows.

En concreto, la entrevista apuntaba al reclamo que los actores y algunos sectores opositores llevaron a cabo en la marcha del 9 de julio en contra del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. “Yo nací con el FMI en la cabeza. Estábamos bien. Teníamos que mejorar pero ahora no te voy a enumerar todo lo que pasa”, dijo en referencia a su posición política, contraria a este gobierno.

“Vivo la realidad muy mal. No la puedo caretear. Tampoco me voy a poner en actriz dramática pero no me la banco. Estoy dispuesta a resistir y luchar pero siento que otra vez sopa!”, agregó. Incluso, la cantante cuestionó directamente algunas decisiones del oficialismo: “Hay una inoperancia natural en el gobierno pero el proyecto es muy claro. Ellos lo tienen clarísimo. No tiene nada que ver con algo popular o la gente. Yo me defino como populista porque tengo que ver con el pueblo. Esto esta super programado. Da impotencia y bronca. Es triste pero lo han votado. Y la gente que esta arrepentida lo celebro”.

En otro tramo de la entrevista, la Gata contó su situación personal. “La gente quizás piensa que somos millonarios. En junio tuve poco laburo. Fue bravo. Pague el mínimo de las expensas. En épocas donde hay gente que duerme en la calle da vergüenza hablar de esto, pero es así”.

Y agregó: “A quién le puede dar vergüenza que nosotros, los clase media, tenemos problemas de plata. No es el tema de la leche solamente. También aumentan las expensas, luz, gas, teléfono, etc. Estamos al horno”, sentenció. Varela entiende que en tiempos de recortes familiares, “la gente lo último que hace es ir a ver un espectáculo. Por eso mismo en junio solo pude poner dos shows. No estamos aislados de la gente.No me puedo quejar, pero puteo entre cuatro paredes”, reconoció.

Compartir

Dejar respuesta