Los peritos que investigan la muerte de Natacha Jaitt ocurrida el 23 de febrero pasado en el complejo Xanadú de Benavídez, partido de Tigre, lograron ingresar al teléfono celular de la mediática y contabilizaron más de veinte mil fotos y 400 videos.

Ahora, el análisis debe determinar si ese contenido multimedia muestra los momentos previos al fallecimiento, si son de interés para la causa y si le sirven al juez que está tratando la denuncia realizada por la modelo por agresiones sexuales en las inferiores del club Independiente.

En el trabajo realizado ayer en la fiscalía de Violencia de Género de Tigre, se efectuó una copia de seguridad de todas las imágenes. Por lo pronto, ya que la clave de la tablet fue cambiada, no lograron acceder a lo que había dentro de ese dispositivo. La contraseña que pasaron los hijos de Jaitt no coincide y al tratarde de un dispositivo marca Apple, no se pudo ingresar.

Compartir

Dejar respuesta