El rubro de la indumentaria vive una crisis sin precedentes en medio de la debacle económica que evidencia el país. En este contexto, Wrangler y Lee anunciaron que a fin de mes cerrarán sus locales en la Argentina por lo que despedirán a todo el personal.

La medida había sido anunciada por VF Corporation a principios de año y se terminó confirmando en las últimas horas. A nivel local queda unos cien empleados y se estima que el proceso de retirada estará concluído en 2020.

Se estima que la misma medida tomarán en plazas como Chile y Brasil. Lo cierto es que en un principio responde a que la firma decidió mantener los compromisos con indumentarias y calzados (Vans & Timberland) y creó otra empresa llamada K para Wrangler & Lee que son las que salen del mercado argentino.

Compartir

Dejar respuesta